martes, 19 de junio de 2012

Android: Netrunner

Cuando Edge anunció Android: Infiltration algo me llamó la atención irremediablemente.

Diseñado por Donald X. Vaccarino (Dominion, Kingdom Builder) Infiltration es un tenso juego de cartas de espionaje corporativo ambientado en el futuro distópico de Android. Entre dos y seis jugadores asumen el papel de ladrones que compiten por la posesión de valiosos secretos de unas instalaciones con fuertes medidas de seguridad. ¿Puedes evitar las patrullas de seguridad, superar a los ladrones rivales, y ser quien descargue más datos antes de que los mercenarios lleguen a escena?
No es que sea un juego diseñado por el mismo tipo que inventó el Dominion, ni que haya cartitas de por medio, ni que tenga un mix de colaboración y competición, no. Es que está basado en un mundo Cyberpunk, y para los que tenemos unos añitos eso nos trae muchos recuerdos. 

Lo mas curioso es que no parecia ser un juego basico. 
Vale, si, el que ponga en pequeñito Android y en grande el nombre del juego es una pista muy grande.
Así que debía haber una linea de juegos, o al menos un juego anterior.

Cotilleando por la red fué facil dar con Android, un juego de mesa de FFG en el que los jugadores investigan un crimen en un entorno Cyberpunk. Un juego de esos de larga duración pero que aporta todos los elementos de la estetica clásica Cyberpunk, y alguno un poco mas moderno.

Poco tardé en descargarme las reglas y ponerme a leer. 
Una, por cierto, muy sana costumbre de FFG (y por extensión de Edge) eso de poner a disposición del populacho las reglas de los juegos. Te permiten hacerte una idea bastante aproximada de que te vas a comprar y debo admitir que por culpa de ello han caido mas de uno y mas de dos juegos. Cosas que teniendo en cuenta los costes de los juegos actualmente es algo que en otros casos ni te atreves a contemplar. Ves reviews, lees comentarios, ves mas reviews... y al final tienes que decidir si fiarte de lo que has leido y gastarte los 50€ a ciegas (cuando no mas...), o te los guardas hasta que lo pruebes realmente.

Y en plena ilusión ochentera descubro que uno de mis juegos de cartas favoritos va a ser reeditado: Netrunner.



Un juego que salió en plena ebullición de los juegos de cartas allá por el 96, y que tenía el problema de ser de una temática bastante minoritaria (Cyberpunk) y competir con un mercado que ya estaba saturado de juegos de cartas.


Sin embargo, y por algo decía que era mi juego de cartas favorito, Netrunner era algo mas que un juego mas de cartas ambientado en Cyberpunk. Presentaba buenas dinámicas y fué uno de los pioneros en utilizar mecanicas asimetricas. Mientras el jugador corporativo se dedicaba a sus agendas y sus negocios, el hacker asaltaba los nodos informaticos de la corporación para conseguir información que vender. Una dinámica curiosa y totalmente fresca. De hecho, aunque las cartas compartían cierta lógica que las hacía compatibles hasta el propio estilo gráfico diferenciaba claramente ambas barajas. La corporación era todo limpieza y brillo mientras que el hacker era un punk ochentero.


El Hacker utilizaba programas para asaltar las redes corporativas. Programas que habia conseguido en el mercado negro o que el mismo habia tenido que crearse. Y todo eso lo llevaba en su portatil de ultima generación, que seria seguramente su posesión mas preciaba, ya que viviria de alquiler o en la puñetera calle.
La Corporación sin embargo cuenta con lo ultimo en protección informatica. Muros, antivirus, programas de rastreo, e incluso programas que pueden dañar tu proyección digital. Todo ello programado y mantenido por los mejores Hackers que el dinero puede pagar.
Y mientras el Hacker tira de sus amigos, contactos en los bajos fondos, bandas, pandilleros, etc...
La Corporación se dedica a sus negocios.
La nueva versión actualiza estos conceptos y apuesta por el modelo LGC, un modelo de negocio que me parece sin lugar a dudas mucho mejor que el modelo clásico de juegos de cartas.
Tambien se ha actualizado el look de las cartas, siendo todas mucho mas brillantes. El Cyberpunk de Android no es ese futuro oscuro y sucio. Es oscuro, si, pero han aprendido a limpiarse.


Creo que el resultado es evidente...